La principal misión para 2016 de la Agencia Espacial Estadounidense, cuyo objetivo era medir los movimientos sísmicos del planeta rojo, se ha tenido que posponer por unos fallos en el sismógrafo de la nave. Leer

from Ciencia // elmundo http://ift.tt/1mzK1bE